Una perforación ambiental en Bogotá

Aplican 1.879 pilotes de cimentación con equipos Liebherr para la expansión de la planta de tratamiento de aguas residuales en Bogotá.

La modernización de la planta de tratamiento de aguas residuales “El Salitre” en Bogotá (Colombia) persigue un concepto ambiental: reducir la contaminación del río Bogotá y reutilizar sensiblemente el agua tratada. Liebherr contribuye a este proyecto en el sentido de que la LRB 355 está realizando el trabajo de cimentación profunda.

No hay vida sin agua. Aunque dos tercios de la tierra están formados por agua, es necesario utilizar este recurso con consideración. El proyecto “PTAR Salitre” en la capital colombiana es muy consciente de esta responsabilidad.

A través de la expansión de la planta de tratamiento de aguas residuales “El Salitre”, están tratando de reducir la contaminación del río Bogotá a través del tratamiento de aguas residuales. El río se eleva hacia el norte de Bogotá y se convierte en una atracción famosa poco después de El Charquito. Aquí el agua se hunde espectacularmente a 150 m en la cascada “Salto del Tequendama”. Desafortunadamente, también es uno de los ríos más contaminados de Sudamérica.

La población de Bogotá está creciendo a un ritmo acelerado. Una de las razones es sin duda el éxodo rural. Aproximadamente el 75 por ciento de todos los colombianos viven en ciudades. Este desarrollo también significa que la infraestructura debe ser mejorada considerablemente.

Las aguas residuales de aproximadamente dos millones de habitantes del norte y centro de Bogotá fluyen a la planta de tratamiento de aguas residuales El Salitre. Gracias a las mejoras, la cantidad de agua tratada puede casi duplicarse. Uno de los contratistas, la empresa local Botero Ingenieros, está aplicando con éxito la plataforma de pilotaje y perforación LRB 355 de Liebherr para el trabajo de cimentación.

Una cuestión de responsabilidad

El LRB 355 está instalando 1.879 pilotes de cimentación utilizando equipos de perforación de desplazamiento completo. En el transcurso de todo el proyecto, se perforarán un total de 62.000 metros de profundidad. Las pilas tienen un diámetro de 600 mm y alcanzan profundidades entre 31 y 36 m. Debido al impresionante rendimiento de la máquina Liebherr, Botero Ingenieros puede completar el trabajo en solo 8 meses. La construcción comenzó en marzo de 2018.

Después del tratamiento en El Salitre, el agua fluye hacia el río Bogotá. Una vez que se completa el desarrollo, la contaminación se puede reducir a un nivel que puede ser manejado por el propio río. Debido a la reducción de la contaminación, el agua puede reutilizarse sensiblemente en el futuro, p. Ej. Para el pastoreo de animales o con fines agrícolas.

Podemos evitar un colapso fatal en el ciclo ambiental con esta gestión sostenible de recursos valiosos. Esa es nuestra responsabilidad para con las generaciones futuras: garantizar que el Planeta Azul permanezca azul, indicó la compañía alemana.

 

(Visited 96 times, 1 visits today)
Contacte al editor

Últimos Reportajes

  • Pilotes para un edificio en Austria

    El Bundesimmobiliengesellschaft (BIG) austriaco está construyendo un nuevo centro de biología en nombre de la Universidad de Viena en un área de aprox. 12.000 m² en el 3er distrito de…

  • Una nueva capital para Egipto

    Con el grave hacinamiento que ejerce presión sobre la ciudad icónica de El Cairo, Egipto, la respuesta es simple: construir una nueva ciudad capital al lado. Volvo CE nos trae…

  • Una perforación ambiental en Bogotá

    Aplican 1.879 pilotes de cimentación con equipos Liebherr para la expansión de la planta de tratamiento de aguas residuales en Bogotá. La modernización de la planta de tratamiento de aguas…

  • Un trabajo de altura en el Mediterráneo

    Cinco generaciones de grúas sobre cadenas HS Liebherr trabajan a la vez en las obras del tren de alta velocidad en Murcia (España). La región española de Murcia se encuentra…

Lee más