Brasileñas Odebrecht y OAS dejan atrás la crisis causada por caso Lava Jato

Las constructoras brasileñas Odebrecht y OAS, las más salpicadas por la operación Lava Jato, el gran caso de corrupción alrededor de la petrolera estatal Petrobras, empiezan a dejar detrás la crisis, logrando en los últimos meses sus primeros contratos en el exterior.

Los contratos que se están retomando consideran fundamentales para la recuperación económica de ambas constructoras. Cabe destacar que el centro de los proyectos son América Latina y África, aunque también se adjudicaron contratos en Florida (Estados Unidos).

Actualmente, Odebrecht y OAS no cuentan con el apoyo del estatal Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES), que hasta 2015 financió la exportación de servicios de ingeniería y obras.

Obras adjudicadas

En los últimos meses, Odebrecht logró adjudicarse las obras en el puerto y aeropuerto de Miami (Florida), y otras obras en Panamá, República Dominicana y Angola.

En el caso de OAS, el año pasado ganó licitaciones en Guinea y Costa Rica.

Lee también: Queiroz Galvão pierde licitación del Metro de Salvador en Brasil

De acuerdo con el presidente de la Asociación Brasileña de Ingeniería Industrial (Abemi), Nelson Romano, “el mercado externo siempre fue un componente relevante de los ingresos de las mayores constructoras brasileñas”.

Las dos empresas ya han afirmado públicamente que sus prioridades en el exterior serán las áreas de energía, movilidad urbana y puentes.

Para Romano, lo que facilitó que Odebrecht y OAS volvieran al mercado internacional fueron los acuerdos de lenidad firmados con la Justicia, en los cuales las empresas acusadas de crímenes pagan importantes multas y cooperan con las autoridades, a cambio del perdón o de una reducción de la pena.

En ese sentido, Odebrecht cerró acuerdos con las autoridades de Brasil, EEUU, Suiza, Panamá, República Dominicana. Guatemala, Ecuador y Perú, y negocia acuerdos en Argentina, México, Colombia, Angola y Venezuela.

El Dato

Antes de la operación Lava Jato, Odebrecht actuaba en hasta 16 áreas de negocios, con la construcción como principal sector, con 200.000 empleados en total y una cartera de negocios de unos US$30.000 millones, mientras que la facturación rondaba los US$20.000 millones. Actualmente, solo actúa en seis áreas y tiene menos de 100.000 empleados.

Por su parte, OAS llegó a tener 120.000 trabajadores en 2013, pero cayeron a unos 70.000 en 2015. Actualmente, OAS factura 1.000 millones de reales anuales (unos US$250 millones), una décima parte de lo que facturaba antes del caso Lava Jato.

Con la retomada de los contratos en el extranjero, estos negocios ya representan el 20% de la cartera de negocios de OAS, de unos 5.500 millones de reales (unos US$1.410 millones) en contratos, con la intención de que lleguen a representar el 50% o más.

Fuente: Xinhua

(Visited 4 times, 1 visits today)
Contacte al editor

Últimos Noticias

Lee más